Boda en Casa Santonja

Cuando Rosalía me escribió la primera vez y me contaba que llevaba los últimos 28 años viviendo fuera de España pero que se iba a casar aquí, supe que iba a ser una boda muy especial. Sé que es lo que se suele decir, al final, todas las bodas son especiales, pero bueno, permitidme usar esa palabra, porque realmente es lo que pensé, qué le voy a hacer! jeje

Me contó cuáles eran sus planes… Las bodas destino (como se suelen llamar a las bodas en otro país distinto al que viven los novios) suelen ser una buena excusa para que todos los invitados de la boda pasen unas vacaciones inolvidables.

Los novios prepararon varias actividades para sus invitados y tuve el placer de poder hacerles fotos en dos ocasiones previas a la boda. Un día les acompañé en un catamarán que salió del puerto de Denia y les llevó hasta la cala de Portixol, donde fondearon para darse un baño en un agua de azul intenso repleta de peces (se puede ver en las fotos la cantidad de peces que había, era increíble). La comida a bordo fue estupenda, barbacoa, ensaladas de pasta, tortilla de patatas… (y más cosas). Fue una tarde que no será fácil de olvidar.

El día antes de la boda también hice fotos en una cena de bienvenida en la que prácticamente ya estaban todos los invitados de la boda. Un hotel en Denia en primerísima línea de mar (desde la terraza del hotel se salía directamente a la arena de la playa). Una cena buffet con todo tipo de carnes y verduras cocinadas en directo en el jardín. Aprovechamos para hacer unas pocas fotos de pareja para ir preparándose para el día siguiente ;)

Y por fin llegó el día de su boda que tanto ellos como yo estábamos deseando que llegase!

Por la mañana Rosalía y sus “bridesmaids” recibieron una clase de yoga, un regalo para ellas. Una forma ideal de comenzar el día relajadas. Rosalía había cuidado cada detalle y cada una tenía una botella de agua personalizada con su nombre, también las camisetas estaban personalizadas. Una auténtica pasada, la verdad.

Después nos fuimos a la villa que habían alquilado para ellos y para parte de su familia y amigos. Allí estaba Marc y sus “groomsmen”. Estuvieron un rato divirtiéndose antes de empezar los preparativos, jugaron al billar y se bañaron en la piscina. Haciéndoles fotos casi acabo empapado en uno de los saltos a la piscina en plan “bomba”, todo sea por tener buenas fotos, jeje.

Antes de empezar a vestirse Marc les regaló a cada uno un juego de calcetines super divertido y una petaca (digo yo que para que fueran preparándose para la fiesta que se iban a dar ese día) ;)

Después de hacer las fotos de grupo que no pueden faltar en las bodas anglosajonas (mira que les gusta saltar y hacer fotos posadas divertidas, y yo me lo paso genial con la complicidad que tienen entre ellos siempre) nos fuimos a Casa Santonja, donde sería el resto de la boda.

Allí estaba Rosalía con las bridesmaids poniéndose guapas. Por supuesto tampoco podían faltar unas cuantas fotos de grupo de Rosalía y sus bridesmaids, creo que quedaron estupendas en el precioso jardín de Casa Santonja, no creéis?

Antes de la ceremonia Rosalía y Marc querían tener un “first look” y así tener unas cuantas fotos de pareja antes de que comience la ceremonia y llegar un poquito más relajados. La verdad es que es un momento muy especial y que al final todos estos momentos que tienen las parejas en su boda van sumando y al final queda el recuerdo de cada uno de ellos. A mí me encanta que haya muchos momentos especiales en las bodas!

Luego se hicieron más fotos de grupo, esta vez mezclando al novio con las bridesmaids y la novia con los groomsmen, quedaron super divertidas!! Me encantaaan!

La ceremonia fue muy emotiva y los novios disfrutaron de lo que les iban diciendo sus amigos y familiares. También les cantó su prima y lo hizo de maravilla, una artistaza.

El resto del día lo podéis ver en fotos, el lugar es idílico y estoy seguro que los invitados disfrutaron del lugar, de la comida y de la fiesta que les habían preparado con tanto amor Rosalía y Marc.

Ha sido un verdadero orgullo poder ser el encargado de hacer las fotos de su boda y estoy feliz de poder hacerles felices con el recuerdo que les queda de su boda.

Fue un placer poder compartir el trabajo con mi amigo y compañero videógrafo Pablo Ródenas, un artista y un amor de persona!

Agradecer el trabajo de Marcella, de Your Dream Wedding in Spain por su trabajo de organización de la boda, salió todo perfecto. Tener el apoyo de una wedding planner es una suerte, porque a parte de que esté todo precioso y cuidado al detalle, las novias están mucho más relajadas porque saben que tienen a alguien pendiente de que todo salga según lo previsto.

También quiero mencionar a Catering Cinco por su excelente servicio.

Ahora os dejo con las fotos, perdonadme si son muchas, pero es que fueron tantos momentos vividos que me daba pena no mostrarlos todos. Espero que no se os haga pesado. Seguro que a los novios a sus invitados se les hace hasta corto! jeje.

Un abrazo.

2 thoughts on “Boda en Casa Santonja

  1. Hola Gonzalo,

    Muchas gracias por todo tu trabajo : ). Las fotos han quedado espectaculares!

    Un abrazo,
    Daniel Sempere Pico

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *